El primer paso sencillo que hay que dar cuando el Mac no reconoce el disco duro es cambiar el puerto USB. Si esto no funciona, comprueba que el cable USB funciona cambiándolo. Si el disco duro aparece en la utilidad, pero no es accesible, tendrá que ser reparado con los controles de la terminal. En el peor de los casos, cuando el disco duro está corrupto, se necesitará un software de recuperación para recuperar los archivos. Ontrack EasyRecovery tiene la ventaja de ser potente y fácil de usar.